• Dice que si se ha reiterado en el tiempo y lo recibe toda la plantilla, la empresa no la puede retirar unilateralmente.
  • Afirma que el sacrificio que los trabajadores de Fujitsu hicieron un año no supone que renuncien a ese derecho.

El Tribunal Supremo ha declarado el derecho de los 1.600 trabajadores de Fujitsu Technology Solutions en España a recibir la cesta de Navidad de 2016, cuando fue unilateralmente suprimida por la empresa. Para el Supremo, la reiteración en el tiempo de su entrega y que se extendiera a toda la plantilla la convierten en una condición más beneficiosa del contrato de trabajo, y no un gesto de la empresa.

El Supremo explica que para apreciar que la cesta de Navidad es una condición más beneficiosa del contrato deben darse dos condiciones: una sucesión de los actos sobre los que se apoya y una voluntad inequívoca de la empresa como origen de la citada condición, que mejora el marco legal o convencional aplicable. La consecuencia es la incorporación de la misma al paquete obligacional del contrato de trabajo.

Leer noticia completa en: elperiodico.com