• Un vigilante de seguridad y dos ertzainas fueron atendidos en un centro sanitario tras ser agredidos de forma violenta por un pasajero que se negaba a bajarse del tren al llegar al final de trayecto en la estación de Adif de Lezo-Errenteria, ha informado este lunes el Departamento de Seguridad.

El agresor, que fue detenido por un delito de atentado contra agentes de la autoridad y lesiones, continúa en dependencias policiales desde donde se espera que pase a disposición judicial, han explicado las fuentes.

UGT y CC.OO. han asegurado que el agresor arrancó al vigilante un trozo de oreja de un mordisco, según han señalado este lunes los sindicatos en sendos comunicados.

Leer noticia completa en: deia.eus